“Only murders in the building” se consolida como una genialidad en todos los niveles

Por Chisu Zepeda

La exitosa serie “Only Murders in the building” (Sólo asesinatos en el edificio) sigue a tres extraños que comparten una obsesión por los podcasts de crímenes y, de repente, se ven envueltos en uno mientras investigan la misteriosa muerte de un vecino en su edificio de la ciudad de Nueva York. 

En su primera temporada, el programa ganó tres premios Emmy, los Oscar de la televisión, incluido el de Mejor Actor Invitado (Nathan Lane), y ahora fue nominada a 11, entre ellos Mejor Actor, Mejor Actor secundario y por sus guiones. 

El enfoque cómico del programa sobre podcasts de crímenes ha creado una base de fanáticos acérrimos, me incluyo entre ellos, y, sin lugar a dudas, fomentada por la participación de la querida pareja de comediantes Steve Martin y Martin Short. 

John Hoffman, quien junto a Steve Martin crearon Only Murders in the Building, comentó en una entrevista que “los créditos iniciales animados cambian muy ligeramente con cada episodio. El cambio apunta a una pregunta específica sobre el episodio en sí. O, en términos más generales, revela algo sobre los misterios más importantes del programa”. ¿Quién diseñó la introducción de Only Murders in the Building? Fue el equipo conformado por Lisa Bolan (directora creativa). Laura Pérez (arte) y la diseñadora Tnaya Witmer, 

¡ALERTA DE SPOILER! El siguiente texto está dirigido a los fanáticos que vieron la serie, especialmente la primera temporada y que, posiblemente, no se percataron de los pequeños regalos y pistas que nos regalaban en cada capítulo, pequeñas delicias que daban un realce mayor a las exquisitas gráficas que se ven en la presentación de cada capítulo.  

¿Quién es Tim Kono? 

En este episodio, Mabel explica cómo ella y Tim solían jugar juntos a los “Hardy Boys” cuando eran niños, e incluso investigaban “misterios” alrededor del edificio con sus confiables linternas. 

¿Qué tan bien conoces a tus vecinos? 

En este episodio, el famoso cantante pop Sting es presentado como un posible sospechoso de asesinato por lo que, muy apropiadamente, una abeja vuela hasta la ventana de Charles. 

The Sting (la picadura) 

En este episodio aprendemos la identidad del hombre de la sudadera teñida (es el viejo amigo de Mabel, Oscar, quien fue condenado falsamente por asesinar a su novia años antes cuando Tim Kono se negó a darle una coartada a pesar de saber que Oscar no la tenía). cometer el crimen) y la pista es la luna teñida. 

Twist (la vuelta) 

Charles y Oliver sacan el viejo auto de Oliver del estacionamiento por primera vez en décadas, para rastrear a Mabel y Oscar, y, como nada es normal con Oliver, en el tablero de su auto tiene una de esas bailarinas hula que se mueven, ¿la pista? Una bailarina de hula en la ventana de Oliver. 

Para proteger y servir 

Descubrimos que Teddy, el patrocinador del podcast, no era tan bueno o inocente como creíamos, y nos enteramos de su doble vida, o, mejor dicho, de su negocio paralelo, la empresa fantasma secreta, Angel, Inc., que lleva el nombre de su abuela, por eso, los diseñadores nos regalan la sombra de un ángel proyectada sobre la pared del edificio. 

El niño del 6B 

Este episodio se cuenta desde la perspectiva del hijo sordo de Teddy, Theo, y, en otra de las geniales excentricidades de los creadores, el episodio casi no tiene palabras, por eso, en la ventana de Mabel se pueden apreciar unas de fichas de Scrabble, que al ordenarlas forman la palabra “Silence”. 

Fan ficción 

Charles, Oliver y Mabel descubren que, increíblemente para ellos, tienen cuatro fanáticos acérrimos del podcast, y en el techo del edificio, para simbolizar a sus nuevos fanáticos, aparecen unos ventiladores (fan en inglés). 

Doble tiempo 

En este episodio conocemos a Sazz Pataki, la antigua doble de Charles cuando tenía su show de televisión (interpretado hilarantemente por Jane Lynch), por ello, en la imagen en que se muestra a Charles, tras de él podemos ver dos sombreros iguales. 

Abrir y cerrar 

Finalmente, la temporada termina con el asesinato de un segundo residente del edificio, en este caso Bunny, y su muerte se presagia cuando aparecen conejitos (en inglés bunnies) en la cortina de una de las ventanas. 

Que conste que les advertí a quienes aún no han visto la serie de los spoilers, y conozco varios que la vieron y nunca se percataron de las sutilezas del diseño en la entrada. En una de esas, ahora la volverán a ver solo buscando pistas. La cosa es que ya van tres temporadas y, se espera que para mediados de año podamos disfrutar de la cuarta. Si no la han visto, se las recomiendo, y si ya la vieron, pero no se había dado cuenta de los muchos detalles escondidos, véanla de nuevo, total, es una serie inteligente, entretenida y, su humor, en verdad, no cansa.